Belleza

¿Qué hacer si te dormiste maquillada por accidente?

por Paulina Trujano
13.03.2017
Es normal que se te olvide desmaquillarte antes de dormir. No es el fin del mundo, te decimos que hacer.

Seguramente has escuchado en repetidas ocasiones que dormir maquillada es un gran error para el cuidado de tu piel. Y aunque esto es cierto, tampoco debes sentir que es lo peor que puede pasar. Claro, siempre y cuando sea un error de una sola ocasión y no un error que cometas cada fin de semana.

 

¿Por qué es tan malo dormir con el maquillaje puesto?

Cada noche al dormir, las células de la piel se renuevan si esta se encuentra limpia. Si duermes con maquillaje después de haberlo usado todo el día, tu piel será incapaz de renovarse y además absorberá todas las bacterias, suciedad, contaminación y químicos que se han acumulado en tu maquillaje a lo largo del día, provocando que tus poros se obstruyan, que tengan una apariencia más grande o que aparezcan brotes de acné. Además de que la contaminación y los químicos en el aire pueden provocar la creación de radicales libres en el cuerpo. Estos radicales libres son los encargados del envejecimiento, por lo tanto, piensa en todas las arrugas prematuras que puedes ahorrarte si le dedicas cinco minutos a desmaquillarte.

Y por si fuera poco, la máscara de pestañas, delineador y sombras de ojos que se quedan en tu piel, pueden provocar infecciones en tus ojos, inflamación y enrojecimiento y tus labios pueden agrietarse por el labial.

Después de saber todo el daño que le produce a tu piel el dormir maquillada, probablemente no te vuelva a suceder. Pero somos humanas, muchas veces llegas agotada después de un largo día de trabajo y lo único que quieres hacer es meterte a la cama y dormir. Para esas únicas ocasiones tenemos una solución.

 

 

1. Desmaquilla tu cara en cuanto te levantes

Al momento de despertar, toma tu desmaquillante favorito y limpia tu cara del resto de maquillaje que puedas tener. Puedes utilizar un desmaquillante bifásico como Le Bi-Phase Visage de Chanel.

 

 

2. Lava tu cara con limpiador facial

Después de desmaquillarte, lava tu cara con el limpiador facial de tu elección para terminar de eliminar cualquier resto de suciedad o grasa que pueda quedar en tu piel. Utiliza un limpiador de acuerdo a tu tipo de piel, o un limpiador apto para todo tipo de pieles como Mousse Creme Nottoyante de Sisley.

 

 

 

3. Utiliza un suero facial con antioxidantes

Los antioxidantes te ayudarán a combatir los radicales libres a los que estuviste expuesta y calmarán el daño que tu piel sufrió como el suero Resveratrol Lift Reafirmante de Caudalie.

 

 

 

 

4.Aplica una crema hidratante

Después de utilizar el suero, aplica una crema refrescante y ligera que te proporcione una hidratación profunda para neutralizar la resequedad provocada durante la noche. Usa una crema específica para tu tipo de piel, o una crema ideal para todo tipo de pieles como Hydra Life Crème Hydratation Fraîcheur de Dior.

Compártelo

Tags

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas