Belleza

Piel sana: do’s & dont´s

Tener una piel saludable se puede lograr si cambias algunos hábitos.
Reading time 4 minutes

El maquillaje no es la única forma de conseguir una rostro perfecto, en realidad, los hábitos que tengamos y el cuidado que le brindemos a la piel son los aspectos clave para conseguir  una piel sana. 

Todas hemos pasado por esto: utilizas miles de productos en el piel para que se sienta saludable, se vea brillosa (pero no grasosa), se abran los poros para que desaparezcan las imperfecciones, se sienta limpia a pesar de la contaminacion diaria en la ciudad y tantas otras razones para tener la piel ideal. 

Pero antes de pensar (y gastar) en todos los productos que te gustaría utilizar, es mejor conocer lo que deberías y no deberías hacer en tu día a día. Tal vez lo que necesitas no son 30 sueros facieles diferentes, con un simple cambio en tu rutina se puede mejorar el aspecto de tu piel.  

DO´S

1. H20: Toma 2 litros de agua diarios

El consumo regular de agua mejora la circulación de la sangre provocando que la piel luzca colorada y sana. Tomar dos litros de agua al día hace maravillas al cuerpo.

 

2. Ten una buena alimentación

No es un secreto que una buena alimentación mejora la complexión de manera notoria. Pero es importante agregar algunos elementos a nuestra dieta diaria como: la vitamina C, con un poder antioxidante único; alimentos ricos en fibra y sobre todo omega 3, un ácido graso que mejora visiblemente el aspecto de la piel además de tener increíbles beneficios para el resto del cuerpo.

 

3. Duerme las horas necesarias

Una acción clave para lograr la piel perfecta es dormir entre 7-8 horas. Es cierto, con tantas actividades que ocupan nuestro día se vuelve complicado dormir tanto tiempo pero con la ayuda de una buena organización lograrás dormir las 8 horas sin problema. 

 

4. Exfolia tu cara una vez a la semana

Este paso se incluye en cualquier rutina de belleza y es básico. Recuerda que nada es bueno en exceso, es muy importante que se realice una vez por semana con un exfoliante suave que remueva las células muertas para permitir la renovación celular. 

 

5. Usa un tónito facial 

El segundo paso después de la limpieza del rostro es un tónico facial. Entra en contacto con el rostro y retiene la hidratación, calma los efectos de la contaminación y prepara la tez para los productos a venir. 

 

 

 

DONT´S

1. No te duermas maquillada 

En la noche ocurre la mayor regeneración celular y los radicales libres que se “adhirieron” a tu maquillaje van a seguir actuando sobre tu piel. Estos provocan que haya una deficiencia de colágeno y que esto ocasione la aparición de líneas de expresión.

 

2. No usar protector solar 

Un gran error para el cuidado de la piel es olvidar aplicar protector solar. Incluso en los días nublados, es fundamental proteger y cuidar la piel. El sol y el gran daño de los rayos UV genera arrugas y manchas. 

 

3. No saber el tipo de piel que se tiene

Es importante conocer el tipo de piel (seca, grasa o mixta), para saber qué cremas usar y qué cuidados específicos se deben seguir.

 

4. Fumar
La nicotina del tabaco hace que los vasos sanguíneos de la dermis se contraigan, haciendo que tu piel reciba menos nutrientes de los que necesita y provocando las temidas manchas del rostro y la flacidez.

 

5. Abusar del agua caliente 
Lo mejor para tener una piel sana y perfecta es lavarse el rostro con agua fría. No abuses del agua caliente cuando te bañes o te laves la cara ya que elimina los aceites naturales de la piel, haciendo que se reseque y se vea más apagada y sin vida. 

 

Nuestros favoritos
/

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas