Arte y Cultura

El museo The Bass reabre en Miami Beach

El domingo 29 de octubre, el museo de arte contemporáneo de Miami Beach reabre sus puertas.

Hace nueve años, la historiadora de arte puertorriqueña Silvia Karman llegó a la dirección del museo The Bass de Miami Beach. Se encontraba frente a una de las instituciones culturales más antiguas de la zona (fue fundado en 1964) y también con una que había pasado dos años sin director. “El patronato estaba conformado por tres personas y había 9 en el equipo”. Hoy, su equipo ha crecido a 23, mientras que el patronato está integrado por 30 miembros, presididos por el empresario y coleccionista George Lindemann.

Tras consolidarse como organización, el museo decidió emprender un plan más ambicioso y hace dos años se propuso una ampliación y remodelación —cuyo costo alcanzó los 12 millones de dólares— que, en el mismo edificio art déco de los años 30, le permitía crecer en un 50% el área de exhibiciones.

Al frente del proyecto arquitectónico, los organizadores ficharon al arquitecto afincado en Nueva York, David Gauld, quien ya había trabajado en una ampliación del museo llevada a cabo en 2001 por Arata Isozaki.

“Si me hubieran hablado del plan de expansión probablemente no habría aceptado el puesto”, cuenta Karman con humor: “Tuvimos que hacer malabarismos para que la organización mantuviera el entusiasmo; para que el equipo de trabajo y el patronato estuvieran contentos, a pesar de que estuvimos cerrados durante dos años”.

Karman dedicó ese tiempo a aprender de la experiencia de otros recintos: “Visité más de 100 museos en Estados Unidos y Europa y tratamos de tomar lo mejor, como tener espacios flexibles o detalles como considerar muchos clósets en las salas para guardar cosas que se usan en los montajes de las exposiciones”.

Además, se enfocó en darle un giro a la colección, pues The Bass fue fundado para albergar un acervo de arte de Antiguos Maestros y antigüedades (que hoy ronda las 1500 piezas). En los últimos siete años han virado hacia el arte contemporáneo, del que hoy poseen 500 obras. “Me interesan los artistas que tengan una tesis, que creen un diálogo que sea relevante con Miami, también mezclar disciplinas, como el diseño o el performance”, dice sobre su visión para la colección.

El domingo 29, el museo por fin reabrirá con cuatro nuevas galerías —para un total de ocho—, un centro educativo (llamado Centro de Creatividad) y áreas como cafetería y tienda. En un par de años, el objetivo de la directora es duplicar el número de visitantes (antes de la remodelación alcanzaron un máximo de 60,000 visitantes) y llegar a los 120,00 asistentes.

 

Para la inauguración, el museo seleccionó al artista suizo Ugo Rondinone (cuya obra Miami Mountain fue la primera adquisición del acervo contemporáneo del recinto), a quien dedica la exposición “good evening beautiful blue”. A Rondinone le acompaña el artista camerunés Pascale Marthine Tayou, con la muestra “Beautiful”; además de una selección de adquisiciones recientes de la colección (como Empty Lot del mexicano Abraham Cruzvillegas) y el performance Mimed Sculptures que el francés Davide Balula presentará del 26 al 29 de octubre.

A partir del domingo Karman tiene clara su nueva misión: “Llenar de gente el lugar y aprender de lo que funciona y de lo que no”.

The Bass. 2100 Collins Ave, Miami Beach
thebass.org

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas