Belleza

Pómulos esculpidos y piel radiante

No es un facial. Es un workout para el rostro. Descubrimos dos opciones para detener el reloj y jugar con el tiempo a nuestro favor.
Reading time 3 minutes
Adobe Stock

Hay 43 músculos en el rostro. Y, seguramente, no los ejercitamos como los del resto del cuerpo. El paso del tiempo deteriora su capacidad de sostén y la flacidez hace su aparición estelar. La genética no es la única culpable, también influye el estido de vida de cada persona y el entorno en el que vivimos. Es inevitable. Las cejas pierden su arco natural, las orejas y nariz siguen creciendo - sí, crecen y crecen a lo largo de toda la vida - y los pómulos se caen. Además, las arrugas se unen al boicot estético con forma de patas de gallo alrededor de los ojos y código de barras en torno a los labios. Drama.

Si practicamos deporte habitualmente para estar tonificadas, ¿por qué no hacemos lo mismo con nuestro rostro? Los beneficios serían los mismos que para el cuerpo e, incluso, mayores. Retrasamos el proceso de descolgamiento facial y proporcionamos un brillo genuino a la piel de la cara al favorecer una mayor oxigenación. Toma nota.

 

FACE GYM

Fundado por la periodista Inge Theron cuenta con adeptas como Karlie Kloss o Hailey Bieber. Es el primer gimnasio facial donde se aprende cómo fortalecer los músculos del rostro para evitar, o retrasar, tratamientos invasivos o cirugía estética. También se tratan dolencias como la migraña, ya que si se destensionan los músculos faciales es posible reducir este tipo de dolores. Se proponen, además, una serie de productos para el cuidado de la piel de alto rendimiento que levantan, esculpen, tonifican y tensan los músculos faciales. Algunos de los tratamientos utilizan rodillos, movimiento de nudillos o pequeños golpes con los dedos para estimular la circulación sanguínea, la producción de colágeno y la renovación celular.

 

1588890750282443 imagen21588891669234693 99
1589129404126597 face gym lofficiel mexico

FACE YOGA METHOD

Fumiko Takatsu creó este método después de tener un accidente de auto bastante dramático. Su rostro quedó asimétrico. «Un día estaba de pie frente al espejo y me di cuenta: si ejercito los músculos del cuerpo debería ser capaz de hacer lo mismo con la cara. Después de practicar ejercicios faciales durante varias semanas, la gente comenzó a comentar que me veía más joven y simétrica».

El yoga facial es una alternativa completamente natural a los tratamientos antienvejecimiento para aquellas que tengan pánico a los pinchazos. Mediante la práctica de una serie de ejercicios faciales se puede aprender a tonificar los músculos y aumentar la circulación sanguínea, lo cual deriva en una tez más juvenil y radiante. Fumiko lleva 15 años perfeccionando esta técnica y ha escrito seis libros sobre Face Yoga, uno de los cuales se convirtió en un bestseller en Japón. También ha desarrollado cosméticos como un sérum con concentrado de vitamina C al 20%. ¿La prueba de que sí funciona? Ella misma: 50 años y una piel envidiable.

1588893286899599 333

Entradas relacionadas

Entradas recomendadas