L'Officiel

Entrevista: Cecilia León de la Barra y Zona Maco Diseño

02.02.2016

Del 3 al 7 de febrero se llevará a cabo la decimotercera edición de Zona Maco en el Centro Banamex de la Ciudad de México. En estos trece años se ha posicionado como una de las ferias de arte contemporáneo más importantes en Latinoamérica y ha complementado su programa con secciones para atraer a públicos más amplios, como arte moderno, nuevas propuestas y diseño. Esta última causa cada vez más entusiasmos entre visitantes ávidos de coleccionar piezas de diseño industrial o encontrar a jóvenes propuestas del diseño nacional e internacional. La responsable de esto es su curadora, Cecilia León de la Barra. Platicamos con ella sobre las novedades de esta edición.

Esta es la tercera ocasión en la que Zona Maco dedica una sección de la feria al diseño, ¿a qué le atribuyes su vitalidad? 

Es una sección que cada año tiene más impacto. La gente espera diseño y van a buscarlo; tiene esa inquietud de conocer y ver quién y qué está exhibiendo. Diseño no quiere crecer y ser competencia de arte, sino al revés: quiere serle siempre fiel al arte. 

¿Cuántos participantes tendrán en esta ocasión?

En este tercer año era muy importante para mí no crecer demasiado. Este año son 27 participantes. No crecimos en número de galerías pero sí en volumen, pues muchos pedían más metros.

¿Cómo aseguras la calidad de la sección?

Hay dos parámetros bien importantes que siempre me pongo: que sea exclusivamente diseño —que no se dé una confusión entre un artista que cae en diseñador o el diseñador que cae en artista— y que sean piezas de edición, coleccionables.

En general, ¿qué podemos esperar de esta edición?

Hay participantes con una propuesta joven. Por ejemplo, está Shelf, un proyecto de un diseñador mexicano —Ricardo Casas— quien invitó a otros diseñadoresa producir piezas exclusivas para Zona Maco. Breuer es otra empresa nueva que se lanza al mercado invitando a jovenes diseñadores mexicanos y con piezas de ediciones. Repiten participantes como Odabashian, de Miami, Ezequiel Farca, Trovué, Tane, las universidades Centro y Anáhuac. También vienen más tiendas, como The Rug Company y el Centro de Diseño Alemán,  trato de que presenten piezas mucho más exclusivas o piezas que son íconos del diseño que pueden ser coleccionables en el futuro. También Ángulo Cero, que es una iniciativa joven que trata de promover el coleccionismo dentro de un mercado también joven. Y tenemos un proyecto con ARCA que me parece muy interesante.

¿En qué consiste?

Durante algunos años ARCA ha estado apoyando el Hotel Diseño, que se realiza dentro del Corredor Cultural Roma Condesa. Ellos invitaron a algunos de los ganadores o participantes del Hotel Diseño al booth que ARCA tendrá en la feria. Eso es muy lindo, porque de pronto ARCA se vuelve la galería que está presentando a los jóvenes diseñadores. Ellos presentarán y venderán sus productos: son piezas hechas por ediciones. Este año será la edición 2016.

¿Qué hay para el coleccionista que busque piezas de diseño histórico?

Este año volverá la galería Downtown de París, que trae piezas de diseñadores como Jean Prouvé y Charlotte Perriand. Se suma a estas galerías Carpenter’s Gallery de Nueva York, ellos tienen diseño histórico y también contemporáneo. Son de un precio más alto, pero para el coleccionista es super importante poder conseguir estas piezas. Que estén en México me parece una gran oportunidad.

Si estuvieras con un acompañante con quien fueras a visitar esta sección de diseño, ¿qué le recomendarías?

Que lo viera todo. Al final son 27 expositores, es una escala caminable. Hay una variedad increíble y hay de todo: desde un vaso hasta una  consola que es una locura. Al igual que puedes encontrar una pieza que te costará 500 pesos y otra de 100,000 euros. 

Por último, ¿qué consejo tienes para los coleccionistas de diseño que apenas están iniciando?

Que compren lo que les guste, que no tengan miedo. Que no lo duden, porque están empezando a coleccionar. Que se atrevan a hacer su colección.

Zona Maco. Del 3 al 7 de febrero de 2016, sala D del Centro Banamex, Ciudad de México.